Convivencia de confirmación

por obradoiros

Desde hace unos meses, varias parroquias: Camelle, Carantoña, Ponte do Porto y Arou, cuentan con la presencia de unas Hermanas debido a la ausencia del sacerdote. Mi parroquia, Camelle, contaba todas las semanas con la ausencia notable de los niños en todos los actos que se hacían en la Iglesia.
A día de hoy, y gracias a la presencia de estas religiosas, nuestra parroquia está en “proceso de renovación”. Contamos con multitud de actividades, entre las cuales: repesentaciones teatrales con niños y padres para celebrar la Liturgia de la Palabra, salidas a diferentes pueblos…

Y una de ellas fue la convivencia con los jóvenes de confirmación, el pasado sábado 4 de Mayo. Eran las 9:00 de la mañana cuando las cuatro parroquias que íbamos a participar en este encuentro nos juntábamos en el autobús, el destino era el Seminario Menor de Santiago de Compostela.

La mayoría de los jóvenes decían que esperaban un día muy aburrido, lleno de misas, oraciones, cosas que realmente no les importaba.
Transcurría la jornada y nos dábamos cuenta todos los presentes que “molaba”, que valió la pena hacer 90 km para pasar un día como este. Diferente, un trato genial, con los amigos, ¿Qué más se puede pedir?

Me llamó mucho la atención la actitud positiva y la entrega de todos los jóvenes en las diferentes actividades: juegos, misa, exposición del Santísimo, confesiones, enseñanzas, entre otras. Para muchos ha sido su primer encuentro y seguro que muy especial, ya que Jesús Resucitado pudo tocar los corazones de cada uno allí presente. Para mí también fue muy especial, porque el Seminario Menor ha sido mi casa durante 6 años y fue donde comencé a conocer al Señor.


De camino a casa, varios se atrevieron a dar un pequeño testimonio de lo que fue la jornada para ellos. Y lo que más me impactó fue que lo más comentado, positivamente, fue la misa y la oración. Quizás el corazón de más de uno necesitaba encontrarse con Dios.

Pido a Dios, así como resucito su hijo, “resucite” estas pequeñas parroquias, con jóvenes comprometidos a encontrarse con el Señor, vale la pena.
Te aseguro…. ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ Qué Él no te falla!!!!!!!!!!
Alberto Baña, Camelle

También te puede interesar

Deja un comentario

Este sitio utiliza cookies de Google para prestar sus servicios y para analizar su tráfico. Tu dirección IP y user-agent se comparten con Google, junto con las métricas de rendimiento y de seguridad, para garantizar la calidad del servicio, generar estadísticas de uso y detectar y solucionar abusos. Aceptar Más información

Privacy & Cookies Policy